sábado, 26 de mayo de 2012

Proyecto PHUN: "Tiro al agua"


Pablo Miguel, Gabriel Kopp y Roberto Sáez, alumnos de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos han diseñado un circuito original sobre "El tiro al agua"; una bola ha de seguir una trayectoria concreta para caer en un depósito de agua. ¿Lo conseguirán?
¿Futuros ingenieros? 



El secreto del amigo

Pulsa el icono de pantalla completa.



También puedes verlo en Mira dentro de TIC

viernes, 25 de mayo de 2012

Proyecto PHUN: "La nada"


Iván Portugal, alumno de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos ha diseñado un circuito original sobre la nada; la nada absorbe los materiales. ¿Lo conseguirá?
¿Futuros ingenieros? 



Autorretrato lector: Esther Rodríguez

Me llamo Esther y estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.

Ahora soy una gran lectora por la historia que os voy a contar:
Cuando estaba en la tripa de mi madre, ella me cantaba nanas y canciones. ¡Me lo pasaba muy bien!
Después el día de mi bautizo; la concha y la pulsera, de letras eran. ¡Me lo pasaba muy bien!
Empecé el colegio, palabra y letras… ¡qué lío! Allí tenía muchos amigos y sobre todo muchos libros. En tercero de Infantil empecé a leer en el colegio, con mis padres y por las calles; me fijaba en todos los carteles y leía todo lo que ponía en cada uno de ellos. ¡Me lo pasaba muy bien!
En 1º de Primaria ya teníamos libros. Había un tiempo para leer.
En 3º de Primaria a veces íbamos a la biblioteca del colegio. ¡Me lo pasaba muy bien!
Ahora, en 5º de Primaria, estamos leyendo el libro “Corazón de tinta”, es largo y misterioso… no sé si los buenos ganan o son los malos.
A mí me gustan los libros en los que no se sabe lo que pasa y al final del todo se soluciona el problema. ¡Me lo paso muy bien leyendo este tipo de historias!
Voy mucho a la biblioteca para coger libros prestados, los que más me gustan son los grandes. Leo a la hora de dormir porque así por la noche sueño lo que he leído del cuento. ¡Me lo paso muy bien!
No sólo me gusta leer libros en español, también leo en francés, inglés… Me estoy leyendo un libro que se titula “El diario de Niki”, trata sobre una chica que quiere ser famosa, pero tiene problemas en el colegio. Todavía no lo he terminado, pero creo que es muy emocionante. Cada vez que paso de hoja, cambio la boca, es decir, a veces estoy contenta, otras veces triste…
Por todo esto soy una gran lectora. Me gusta ser lectora. Siempre que veo alguna palabra escrita en cualquier lugar, tengo ganas de leerla y al final, acabo leyéndola.

¡Me lo paso muy bien siendo LECTORA!


El secreto de mi amiga Águeda

Pulsa el icono de pantalla completa.

jueves, 24 de mayo de 2012

Pasapalabra números

Proyecto PHUN: Engranajes


Iván Portugal, alumno de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos ha diseñado un circuito original con engranajes; quiere que una bola caiga en un espacio concreto. ¿Lo conseguirá?
¿Un futuro ingeniero? Y ya son dos...

martes, 22 de mayo de 2012

Proyecto PHUN: Coche

Pablo Miguel, alumno de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos ha diseñado un coche un poco especial; quiere que cuando dé la vuelta, no se quede parado, si no que siga andando. ¡Y lo ha conseguido!
¿Un futuro ingeniero?

sábado, 19 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Diego Garcés


Soy Diego Garcés, estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Mi primer contacto con los libros fue cuando era bebé, mis padres me compraban libros lavables, me los leían y yo miraba los dibujos.
En mis primeros años, como me gustaban mucho los coches, me aprendía las matrículas de memoria y al cartero de mi barrio le dejaba impresionado.
Más tarde, me compraron una colección de libros llamada "Los cuentos de la oca Carlota", cada libro trataba una letra, con ellos aprendí muchas cosas.
Cuando fui al colegio, la profesora Isabel, que era majísima y trabajábamos muy bien con ella, me enseñó a leer.
En 3º y 4º de EPO tuvimos a Luis que nos leía libros de Sapo y Sepo y el Lazarillo de Tormes. Aún recuerdo los porrazos que le metían. También nos mandaba hacer un cuento de Conocimiento por cada lección.
En casa tengo casi la colección entera de Gerónimo Stilton, muchos del Barco de vapor, también me gustan mucho los libros de mitología, los referidos a Egipto, los de dinosaurios y los libros de la Prehistoria.
Cuando viajamos mis padres me llevan libros para leer en la playa.

viernes, 18 de mayo de 2012

Cómo he llegado a ser lectora

Soy Claudia López, estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Cuando aún no había nacido y estaba en la barriga de mi madre, ella me leía cuentos y mi padre me cantaba canciones. Así empecé a ser lectora, escuchando en el vientre de mi mamá.
Hasta los dos años mis padres y yo leíamos libros en los que ponían palabras sencillas como mesa, silla, lámpara… y esas palabras venían acompañadas de un dibujo. A esta edad también escuchaba cuentos como Caperucita roja, Los tres cerditos, La bella durmiente…
A los tres años empecé a ir al colegio y de profesora tenía a Elvira, ella nos leía cuentos, poesías, canciones… En mi casa seguía leyendo cuentos, pero los leía con ayuda de mis padres porque no sabía leer todavía muy bien, pues tartamudeaba. Algunos de los cuentos que leía eran Peter Pan, La Cenicienta, Blancanieves…
A los 4 y 5 años seguía en Infantil con mi profesora Elvira y ella seguía leyéndonos cuentos, poesías, canciones. Como yo ya sabía leer mejor, en mi casa sólo tartamudeaba en las palabras más difíciles y largas. También recuerdo que todas las noches mis padres venían a mi cama, cogían un cuento y yo lo leía con su ayuda. El que me gustaba mucho y que más veces leí fue “El gigante pinta nubes”.
A los seis años, en 1º de Primaria, mi profesora Irene nos mandaba leer libros y yo sí que lo hacía en casa. Mientras mi madre estaba leyendo cuentos a mi hermana, mi padre y yo cogíamos un cuento y lo leíamos. En clase no leíamos porque la profesora hacía otras cosas.  Por mi cumpleaños me regalaban libros que yo siempre leía.
A los siete años estaba en 2º de Primaria y tenía de profesor a Carlos; todos los días en clase hacíamos una lectura entre todos y como para mí era distinto, yo me solía perder y confundir con las letras de los libros. En mi casa también leía, pero ya cogía libros de la biblioteca del colegio; mis padres sólo me ayudaban en tres o cuatro palabras.
A los ocho y nueve años tuve de profesor a Luis. Con él leíamos en grupo, cogíamos libros de la biblioteca de aula y hasta hacíamos nuestros propios cuentos que en mi casa leía a toda la familia. Cogía cuentos de 198 páginas, algunos libros no tenían dibujos; yo procuraba coger los que sí los tenían.
A los diez años tengo de profesora a Julita y con ella, llevamos libros prestados de la biblioteca de aula; los libros ya tienen 385 páginas o más. En clase seguimos leyendo cada día. Ahora estamos leyendo toda la clase “Corazón de tinta”. En casa ya leo sola perfectamente, a veces cojo libros de mis padres y los leo.
Así es cómo he llegado a ser una gran lectora.


Autorretrato lector: Óscar Alcalde


Soy Óscar, alumno de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Os voy a hablar de mi infancia lectora. Entré al colegio a los tres años y empecé a conocer las letras del abecedario; a los cuatro años conseguí juntar las letras y a los cinco, ya leía.
Mis tres libros favoritos eran: "Los increíbles", "El rey león" y "Los Simpson".
En el colegio comencé a tener amigos y jugaba con ellos en el recreo.
Cuando tenía seis años me tocó una profesora con mucho carácter, con ella aprendí a leer mejor.
Ahora en 5º de Primaria, me ha tocado la lotería con mi profesora Julita, una auténtica experta con el ordenador y una buena profesora.

jueves, 17 de mayo de 2012

Tim Traf, los traperos de la Historia


El día 8 de Mayo fuimos al Teatro Principal para ver una obra de teatro. La obra comenzó a las 11:30 h. Se tituló “Tim Traf, los traperos de la Historia”.
En la sala todos los asistentes estábamos mirando un reloj en el que ponía Tim-Trap, estaba situado en la boca del escenario; los alumnos y mayores observábamos el escenario esperando que ocurriese algo, pero… de pronto un señor empezó a correr y a gritar. ¡Era un actor! Y seguidamente salieron tres más.
Esta obra trató de explicarnos cómo vivían nuestros antepasados de una forma muy interesante con pequeñas y divertidas historias.
La primera historia contaba cómo el hombre prehistórico descubrió el fuego y aprendió a comunicarse a través del habla y aumentó su inteligencia. Cómo empezó a fabricar armas para cazar animales y comer.
Fue interesante pasar por cada etapa con tanta rapidez y viendo en poquito tiempo distintos descubrimientos y lugares importantes de nuestro planeta.
Terminó con una escena en Egipto en la cual una momia no quería meterse al sarcófago.
Aprendimos cosas interesantes, cómo fue evolucionando el humano con todo detalle, cómo comenzó a andar, cómo hizo fuego con dos piedras, cómo habló por primera vez, las pirámides de Egipto, lo importante que fue el descubrimiento de América para la obtención de la patata o el tomate porque si no, ahora no los tendríamos, etc. En definitiva, la importancia que han tenido todas las civilizaciones que han pasado por España y las riquezas que nos han dejado.
Nos ha llamado la atención cómo han podido utilizar un mismo escenario para dos situaciones que no tenían nada que ver una con otra.
El toque de buen humor fue muy importante porque con alegría, se aprende mucho más.

Opiniones personales:

Me ha gustado mucho vivir distintos tiempos de la Historia porque nunca me habría imaginado que pudiéramos retroceder tantos años atrás de una manera real.
Yo creo que está bien porque se han ajustado al vocabulario de los niños. Se la recomiendo a los niños que estudian Historia. Yo le daría un 9.

Creo que está muy bien hecho, porque nos hablan con bastante detalle de la Prehistoria, a la vez con humor y con cosas que nos gustan para que nos fijemos más en lo que explican, como golosinas. Si tuviera que poner nota, le pondría un 9,5 porque además de lo que nos cuentan, vocalizan muy bien.

El escenario era sencillo, pero tenía todos los fondos que se necesitaban. La obra estaba bien.

Pienso que ha estado bien y me ha parecido original la X que mostraba los diferentes fondos de la obra.

La obra me ha parecido entretenida porque se ha entendido muy bien, era muy graciosa y me ha llamado la atención que para cambiar de escena sólo tenían que girar el escenario.

Me ha gustado porque ha contado algo serio de manera divertida.

La obra me ha gustado mucho porque los libros no son los únicos que enseñan, porque cuando te explican el movimiento migratorio de los hombres y mujeres de la Prehistoria lo hacen con gominolas. Creo que el personaje que mejor se ha expresado ha sido el señor.

Me ha gustado y he aprendido mucho y me lo he pasado muy bien. La recomendaría a la gente que le gusta la Edad Media y a los niños que lo están aprendiendo como nosotros.

Alumnos y alumnas de 5º A

Instituciones de España

Mapa conceptual realizado por:
Diego Garcés
Pablo Miguel

Pulsa el icono de pantalla completa, esquina inferior izquierda.

Instituciones de España

Mapa conceptual realizado por:
Laura Palacios
Esther Rodríguez


Pulsa el icono de pantalla completa.


miércoles, 16 de mayo de 2012

Instituciones de Castilla y León

Mapa conceptual realizado por:
David de Domingo
Roberto Sáez.

Pulsa el icono de pantalla completa en la esquina inferior izquierda.

Instituciones de España

Pulsa el icono de pantalla completa.

Mapa conceptual realizado por:
Ana García
Natalia Orive


El gusto por la lectura

Soy Roberto y estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Cuando estaba en el vientre de mi madre, ella no tenía tiempo de leer. Tenía que trabajar y estar con mi otro hermano. Ponía mucha música en casa.
Eso sí, cuando tuve la varicela dentro de mi madre, tuvo que leer mucho para sacar información desde el ordenador.  En el trabajo leía mucho el Boletín Oficial, parece que no se aprende nada, pero tienes que saber leer muy bien para entender lo que dice.
Cuando nací yo, pasó lo mismo, porque estaba en el vientre de mi madre mi hermano Jesús. Aparte porque ya éramos dos hijos, mi hermano Ángel y yo. Y cuando nació mi hermano Jesús otra vez lo mismo.
Pasado un tiempo, yo ya sabía más o menos leer, pero no me gustaba, mi madre se dio cuenta y su estrategia para que me gustase fue buscar libros divertidos y leíamos una página cada uno. Nos divertíamos mucho porque si la voz de un personaje era la de un niño poníamos voz de niño, si era la de una bruja poníamos voz de bruja…
Cada vez me gustaba leer más, hasta que por fin, mi gusto por leer fue total. Cuando entré en el colegio mi profesora nos contaba un cuento cada día. Después, en 4º, el profesor, nos leía un capítulo del libro de Sapo y Sepo. Era muy gracioso porque ponía sus voces.
Y ahora estoy en 5º, mi profesora aparte de motivarnos a leer, nos enseña a expresarnos en público y a perder la vergüenza.
Por mi cuenta sigo leyendo libros, la verdad es que no muchos, pero sigo leyendo lo que puedo. Uno de los últimos ha sido, una versión adaptada de El Quijote. Lo leímos mis hermanos y mi madre. Nos reímos mucho imaginando a Don Quijote en sus aventuras. 

Así aprendí a leer


Me llamo David y estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Siempre me ha gustado la lectura y creo que por eso aprendí muy pronto a leer.
Cuando empecé primero de Primaria con Rosa ya sabía leer, pero con ella mejoré mucho. Cuando pasé de curso a segundo me tocó con Mariví y ella también nos recordaba que cada día teníamos que leer un ratito.
Ya en tercero, el cambio fue mucho más grande. Me tocó con Luis, un genio de la Literatura y por lo tanto hizo todo lo posible por transmitirnos lo importante que es leer cada día y yo creo que lo consiguió. Por eso y mucho más será un profesor inolvidable.
Ahora estamos con Julita. También pone muchísimo interés y nos recuerda muy a menudo que dentro de un año acabaremos Primaria y las faltas de Ortografía son imperdonables y expresarse correctamente es importantísimo y para eso nos exige mucho con la lectura. Estoy seguro de que con los años se lo agradeceremos.
No puedo olvidar el empeño que han puesto mis padres para que ningún día se me olvide que por la noche antes de acostarme tengo un libro esperándome.
Últimamente he descubierto los libros de biografías. Como me gustan mucho leo durante mucho tiempo y las horas se me pasan volando.
Leer ayuda a aprender de todo.


martes, 15 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Jorge Turiso

Me llamo Jorge y estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Desde pequeño me gustaba mucho cuando a la hora de dormir, mi padre me contaba un cuento todos los días y yo le hacía un hueco y se metía conmigo a la cama.
Aunque a veces no entendía lo que leía, me gustaba ver los dibujos. Todo se acababa cuando venía mi hermano Daniel, que ya sabía leer, pero le gustaba más escucharlos. Entonces era cuando venía mi madre y nos echaba a todos.
En Infantil estuve todos los años con Esperanza, que nos enseñaba a conocer las letras y a escribir mi nombre, que fue la primera palabra que aprendí a leer. Cantábamos canciones sobre el abecedario para aprendérnoslo bien.
En primero y segundo estuve con Begoña, que nos enseñaba a vocalizar y pronunciar bien. Ahí es donde aprendí definitivamente a leer yo solo y como en casa tenía muchos cuentos, me entretenía en leerlos.
En tercero y cuarto estuve con Luis, allí leíamos mucho todos los días y con la estantería que teníamos en clase, traíamos a casa libros para leer. También escribíamos muchos cuentos al acabar la lección de Conocimiento. Mis libros preferidos eran los de Gerónimo Stilton.
Ahora en quinto con Julita, también leemos mucho y en el proyecto Kuentalibros, grabamos y ponemos en el blog de clase lo que nos ha parecido el libro. Este año ya hemos leído “Matilda”, “Oliver Twist” y ahora estamos con “Corazón de Tinta”.


El secreto de la Luna

Pulsa el botón de pantalla completa.



También lo puedes ver publicado en Mira dentro de TIC

lunes, 14 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Águeda Caballero



Águeda Caballero nos cuenta su gusto por la lectura:
A mí desde pequeña me ha gustado que me leyeran libros, por eso quería aprender a leer.
Cuando mi profesora de Infantil me enseñó a leer yo tenía seis años. Todas las tardes leía con mi madre en el salón.
Cuando pasé a primero de Primaria todavía no sabía leer muy bien. Mi profesora nos decía que leyéramos todos los días, así todos los días leía un rato. Poco a poco empecé a leer más rápido y mejor.
En segundo de Primaria ya leía muy bien, así que dejé de leer todos los días.
En tercero bajábamos todos los lunes a la biblioteca. De allí cogíamos libros y nos los llevábamos a casa.
En cuarto ya no íbamos a la biblioteca. En clase teníamos una pequeña biblioteca de donde cogíamos libros. Todos los días leíamos un rato en clase.
Ahora en quinto, leo todos los días por la noche. En clase también leemos la mayoría de los días.
El libro que más me ha gustado es “Donde los árboles cantan”.

El secreto del agua

Pulsa el icono de pantalla completa.




También puedes verlo en Mirando dentro de TIC

domingo, 13 de mayo de 2012

La madre de Águeda nos cuenta cómo aprendió a leer


Hola chicos. Soy Azucena, la madre de Águeda. Me ha dicho que si podía escribir algo sobre cómo aprendí yo a leer. Y ciertamente tengo una pequeña historia que contar.
Estudié lo que entonces se llamaba “Párvulos” en  la escuela de mi pueblo; había dos clases, una hasta quinto y la otra hasta octavo.
Lo cierto es que cuando el profesor explicaba para los niños más mayores de mi clase también nos enterábamos los más pequeños y así fue cómo aprendí a leer, oyendo a los mayores y también con una cartilla que el profe nos explicaba cuando podía porque éramos bastantes alumnos.
Cuando pasé a primero tuve que ir a un pueblo muy cerca porque cerraron la escuela del mío. El primer día de clase, otro compañero y yo, nos encontramos unas sumas y unas restas en la pizarra de aquella clase. Nosotros nos miramos un poco sorprendidos porque para entonces ya sabíamos multiplicar y un poco dividir y todo gracias a que también prestábamos atención cuando el profesor explicaba para los demás.
            Esta es la pequeña historia que os quería contar y que sirva como recuerdo de aquel profesor que nos dejó no hace mucho. También os diré que me encanta leer y tener muchos libros y aunque no saco mucho tiempo para hacerlo procuro buscar un rato aunque sea antes de dormir.
            Os animo a que no dejéis pasar un solo día sin leer un ratito. 
Es el mejor entretenimiento que podéis tener.


El secreto del mar 2




También podéis verlo en Mira dentro de TIC

sábado, 12 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Héctor Pascual



Soy Héctor Pascual, estoy en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Empecé a estar con los libros cuando tenía meses. Iba a la biblioteca con mi madre y ella me enseñaba los libros, pero yo disfrutaba con los dibujos. Más tarde me gustaba mirar en las librerías viendo las portadas de los libros. Desde bien pequeño en los cumpleaños y días de reyes no han faltado libros de todo tipo, de más pequeño libros con más dibujos que letras y ahora libros sin apenas ilustraciones. Todavía me cuesta un poco leer sin viñetas aunque ya me voy acostumbrando. Ahora os voy a contar desde cuando empecé a leer hasta ahora:
Comencé a leer  con 5 años, en 3º de infantil con los libros de “Tito y Tita” y “El País de las letras”.
En 1º de primaria ya leía libros un poco más largos y gruesos. También una de mis actividades favoritas era ir a la biblioteca a escoger libros. En el cole teníamos, en lengua, un espacio de lectura. Había de tres tipos. Más lenta, normal y más rápida.
Yo estaba en la más avanzada.
En 2º me regalaron un libro de Gerónimo  Stilton y me gustó mucho. “Me enganché” y me siguieron comprando libros de este personaje.
En 3º ya con Luis Conde, leíamos y aprendíamos poesía. Yo seguía enganchado a Stilton y sacaron un libro sobre La Historia y después otro y me los compré.
En 4º era prácticamente lo mismo, sólo que ya leía más tipos de libros.
Ahora en 5º ya leo: El de “El sueño de Iván” que es uno de los más preciados que tengo porque tiene la firma del autor: Roberto Santiago. También leo Geronimo Stilton que tengo unos 25 libros y otros como “El bosque” en el que hay publicado un cuento mío, también otros como “Muncle Trogg”.

ME ENCANTA LEER.

Autorretrato lector: Pablo Miguel



Cuando yo tenía dos años veía a mis padres leer y yo también quería hacerlo. Por eso cogía un libro y, con los dibujos, me imaginaba la historia y se la contaba a mi madre.
Con cinco años aprendí a leer y escribir, cogía un libro de cuentos y se lo leía a mis padres para practicar, aunque el libro era pequeño y con letras mayúsculas y grandes.
Cuando estaba en primero de Primaria aprendí las minúsculas y por eso aprendí a leer otros libros un poco más grandes y con otros contenidos.
Les preguntaba a mis padres cómo conseguían leer tan rápido y mi padre me decía que primero hay que aprender a leer correctamente y que la rapidez vendrá sola, tanto en la lectura como en la escritura.
En segundo perfeccioné mi lectura y ya en tercero leía con normalidad. ¡Mi sueño de leer con la rapidez de mis padres se había cumplido!
En tercero y cuarto, nuestro profesor, nos mandaba hacer cuentos de las lecciones de “Cono” y luego se las pasábamos a nuestros compañeros para que las leyeran. Con esta práctica desarrollé mucho mi imaginación. ¡Ya empecé a hacer una lectura silenciosa!
Ahora, en quinto, después de hacer la tarea, me siento en el sofá y me pongo a leer un rato.

viernes, 11 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Natalia Orive


Soy Natalia Orive, estudio en 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Mi gran placer de tener un libro en las manos y que en poco tiempo puedas viajar y transportarte  a mundos lejanos me trae nostalgia.
Me acuerdo cuando estaba en infantil con una profesora llamada Elvira, allí empezó mi tan grato cariño por los libros. Desde pequeña me gustaba leer porque cuando salía  a dar un paseo me paraba a leer casi todos los carteles y mucha gente se quedaba asombrada. También en clase nuestra profe nos leía  cada día o casi siempre un cuento, o nosotros a ella. Todas mis clases están o estaban  repletas de libros.
Uno de los libros que más aprecio es: “Susto en la playa” es un libro que he leído por lo menos veinte veces. 
El libro es un buen amigo que en ningún momento te puedes olvidar de él, te hace vivir aventuras y momentos inolvidables. 
Hoy en día me encanta leer y todos los días un ratito que saco lo dedico a leer.


Cómo aprendí a leer



Laura Palacios

Mis primeros pasos con la lectura:
Cuando nací me leían para que me durmiera, escuchaba a mi madre leerme cuentos por el día o por la noche.
A los 3 años en el colegio mi profesora Elvira nos leía cuentos, en estos momentos me acuerdo de casi todos.
A los 4 años empezamos a aprender alguna letra del abecedario. Yo me quedé muy impresionada con las letras.
A los 5 nos aprendimos el abecedario, pero con una canción que me divertía un montón.
A los 6 años empezamos a leer con la profesora cuentos pequeños.
A los 7 años ya leíamos independientemente cuentos como Caperucita roja, Los tres Cerditos…
A los 8 años estaba con Irene y ya leíamos más frecuentemente.
A los 9 años estaba con Luis Conde y leíamos casi siempre y hacíamos obras de teatro casi siempre te hacía reír y otras veces nos castigaba, pero merecía la pena porque a mí me gusta el teatro.
A los 10 años Luis nos leía un libro que se llamaba Sapo y Sepo que eran unos sapos que eran muy incrédulos. Y también seguíamos haciendo obras de teatro, iba también a un grupo de teatro del colegio para representar obras más divertidas o eso creo yo.
A los 11 años estoy con Julita, una profesora que le encanta la informática y nos la enseña. Tenemos un blog que también hacemos trabajos escritos al  ordenador o a mano, pero eso también es lectura. Leemos en casa y en el colegio… Sigo yendo a teatro y cada vez es más divertido porque mi profesor José Mari es muy majo y nos hace reír y reír hasta que nos pongamos a llorar de la risa. No le gusta echar broncas, pero si nos va un poco mal nos echa la bronca y remontamos.

Autorretrato lector: Rodrigo Santamaría



Cuando estaba en la tripita de mi mamá, ella me contaba historias y me ponía música clásica porque le habían dicho que era bueno para el bebé, de eso no soy consciente, ella me lo ha contado después.
Éstos podrían ser mis primeros gustos por la lectura y las aventuras.
El primer libro que tuve fue un libro de plástico, me bañaba con él, tenía dibujos muy infantiles, sólo dibujos. Todas las noches mamá me leía cuentos a la hora de dormir, antes de rezar las oraciones. Los que más me gustaban eran: “El dragón Aquí” llegué a aprenderlo de memoria; los cuentos de siempre, cuentos para irse a dormir, fábulas, aventuras y uno que me gustaba mucho que era “Muchos besos” en el que había muchos dibujos y besos para dar y tomar. Así poco a poco con los libros que me han regalado y los que me han comprado mis padres, tengo mi pequeña biblioteca.
Cuando comencé mi etapa escolar, Esperanza, mi profe, nos contaba cuentos e historias que, a mí, me entusiasmaban.
Begoña, mi segunda profe, me ayudó a aprender a leer mejor, a entender los cuentos e historias, fue una etapa importante que recuerdo muy bien, pues yo ya manejaba los libros y leía en casa.
El inicio  del 2º ciclo de Primaria con Luis fue muy duro, nos exigía mucho, pero aprendí a valorar las poesías y el teatro, era una continua estimulación a la lectura, hoy se lo agradezco.
Ahora me encuentro en una etapa escolar donde la lectura y mi formación educativa es excelente, insuperable… gracias a Julita que nos impulsa a aprender y a superarnos cada día más.
Gracias a todos.

jueves, 10 de mayo de 2012

Escribir bien, nuestra meta

Autorretrato lector: Andrés Calvo

Soy Andrés Calvo y estudio en la clase de 5º A del CEIP Padre Manjón de Burgos.
Cuando estaba en Educación Infantil mi profesora Isabel  me enseñó a leer.
No recuerdo cuál fue el primer libro que nos leyó, pero sí recuerdo el primer  libro que escribimos. Se llamaba: “Mi gran historia”, pero como yo aún era pequeño me equivoqué y puse “Mi gran histria”. El libro trataba sobre la historia de mi familia desde que nací hasta acabar Infantil. También escribimos otro libro con recetas de cocina, cada niño escribió su receta.
Recuerdo que cuando llegamos a 1º de Primaria ya sabíamos leer todos y nuestra  profesora Rosa nos perfeccionó la lectura. Me  gustaba más  leer porque lo sabía hacer más rápido y me costaba menos.
En 2º de Primaria estábamos con Mariví   y como nos enseñó a leer tan bien, yo ya leía solo todas las noches. Me gustaba leer los libros de Gerónimo Stilton.
 En  3º  y 4º de Primaria estábamos con Luis y teníamos una biblioteca gigante en el aula y en los ratos libres nos cogíamos un libro y hacíamos lectura silenciosa. También llevábamos libros de nuestras casas que compartíamos con nuestros compañeros de clase. En estos cursos  me gustaba mucho la colección de libros de “El pequeño Nicolás”. Además de con la lectura disfrutábamos mucho haciendo teatro, que también es leer, y preparábamos obras para representar a los niños, profesores y padres del colegio.
Y ahora, en 5º de Primaria, estoy con Julita y me gusta mucho más leer porque  ya estoy más preparado para leer y entender casi todo tipo de libros, incluso los que no tienen ilustraciones. De vez en cuando nos manda analizar morfológicamente alguna frase de la lectura. También intercambiamos libros con nuestros compañeros de clase en nuestra biblioteca de aula.
Yo creo que el libro que más me ha gustado de todos los que he leído hasta ahora en mi vida ha sido “El sueño de Iván” porque era gracioso y a la vez interesante. También conocimos a Roberto Santiago que fue quien lo escribió y después hizo una película basada en él. Fue una experiencia que nunca olvidaré.

Mi pasado lector... Gabriel Kopp

Me llamo Gabriel Kopp y os voy a contar cómo he ido aprendiendo que la lectura es importante, desde el principio de mi vida hasta ahora.
En infantil teníamos una profesora que nos recomendaba leer mucho. Mis padres también me solían decir a menudo que leyera libros cortos y de letra un poco grande.
El primer año de colegio no estuve demasiado tiempo leyendo, en el segundo año un poquito
 más a menudo, y entonces ya sí que empecé a leer más libros, aunque cortos y de letras mayúsculas, como Caperucita Roja… En ese mismo año, cuando la profesora nos decía que leyéramos algún libro corto juntos, yo lo hacía más o menos bien.
En nuestro último año con esta profesora de infantil, (con la que estuvimos los tres años) ésta nos dijo que siguiéramos leyendo, y nos dijo que si no lo hacíamos íbamos a tener más dificultades para triunfar en la vida, pero yo con los 5 años no entendía por qué tenía que ocurrir eso si no lees…      
En primero de primaria, nuestra profesora claro que nos decía que leyéramos,  pero creo que no tanto como nuestra profesora de infantil, y empezamos a tener que leer un poco en casa, pero casi los mismos libros que en segundo y tercero de infantil, y en ese año, por lo menos yo, no avancé casi nada con mi lectura.
En segundo, volvimos a cambiar de profesor, y con él volvimos a leer continuamente en clase.
Él, al acabar el curso, nos volvió a decir lo mismo que nuestra profesora de infantil: “Seguid leyendo, si no tendréis más dificultades para triunfar en la vida”.
Aunque ya lo entendía mejor, aún no del todo.
En tercero, ya con otro profesor, leíamos además de cuentos, poesías. Entonces empecé a leer más libros en alemán también, porque antes, me gustaba más leer en español.
Con este profesor, el libro que más me gustó fue Sapo y Sepo.
Y así se pasaron tercero y cuarto, leyendo cuentos y poesía. Y él también se despidió de nosotros con la misma frase: “No dejéis de leer, si no, no triunfaréis fácilmente en la vida”.
Y allí por fin conseguí entender el significado de esa frase.
Y ahora estoy en quinto y aunque aún me cuesta tener un libro entre las manos, he hecho grandes pasos en mi vida como lector, entre ellos que por fin he entendido por qué te cuesta más triunfar en la vida sin leer y he pasado de leer Caperucita Roja a Corazón de Tinta.


miércoles, 9 de mayo de 2012

¿Cómo llegué a ser un niño lector?




Me llamo Iván y os voy a contar las etapas que he pasado para ser un niño lector.

Cuando tenía 2 años entré en el Colegio Público Padre Manjón, ahora os preguntaréis que en el cole se entra con 3 años, pero como yo los cumplía en Diciembre pues me cogieron. Como era  normal yo era el más pequeño y en 3º de infantil cuando nos enseñaron a leer tenía muchos problemas porque muchos de los niños se reían de mí porque era (el pequeñajo que le costaba leer) y era el único que no leía bien, pero gracias a mi madre y a mi padre empecé a leer muy bien, tan bien que los niños no me dijeron nada durante el curso. Estaba con una profesora bastante simpática llamada Esperanza.

Cuando llegué a primaria me encontré a una profesora muy maja, que se llamaba Begoña, con esta tutora mejoré notablemente en la lectura, además me encontré a un amigo del alma, que se llamaba Teo.

En 3º de primaria me encontré a un profesor que nunca olvidaré, era Luis Conde, un profesor cuyo carácter era muy estricto. Los primeros días casi necesito un DODOT súper absorbente, pero al final me acostumbré, y sabía que Luis era uno de los mejores profesores del mundo.
Cuando terminé el curso ya sabía leer perfectamente y tenía grandes conocimientos gracias a este profe. Casi siempre leía todas las  noches media hora como mínimo.

Al terminar el curso fui a una clase muy especial, porque me encontré a una tutora muy “tecnológica” además de ser una de las mejores profesoras, por muchas razones: entusiasmo, ganas…
En este curso soy literalmente un niño lector, pero esta historia todavía continúa…

9 de mayo: Día de Europa


Pulsa aquí para elegir el juego.

martes, 8 de mayo de 2012

Autorretrato lector: Ana García

Ana García nos escribe su autorretrato lector.



Cómo empecé a leer:

Cuando estaba en 1º, mi profesora Rosa me ayudó a aprender a leer. No me acuerdo muy bien si nos leía, pero yo creo que sí. Después en mi casa mi madre  y mi padre me ayudaban mucho a agilizar la lectura y leía mucho con ellos.
Cuando estaba en 2º ya leía mucho más rápido y entonces leía muchos más libros. Mi profesora, Mariví, creo que ya había puesto una biblioteca con bastantes libros para que pudiéramos leer. En casa, por la noche, leía todos los días sola o con mi madre y mi padre. Cuando podía iba a la biblioteca pública a coger libros.
Cuando estaba en 3º, con Luis, teníamos muchos libros en la biblioteca. Leía mejor y además me gustaba mucho más leer. Siempre leía por la noche. De vez en cuando con Luis, bajábamos a la biblioteca del colegio. Además cogía muchos más libros de la biblioteca pública.
Cuando estaba en 4º también con Luis, teníamos los mismos libros que en 3º y como ya me los había leído me traía libros de casa para leer. Ya casi no bajábamos a la biblioteca del colegio y era un poco aburrido cuando se te olvidaba el libro en casa y tenías que leerte siempre los mismos libros que en 3º. Seguía leyendo por la noche y también seguía cogiendo libros de la biblioteca pública.
Ahora en 5º con Julita me encanta leer y leo mucho por la noche. Ya casi no voy a la biblioteca pública porque me han regalado bastantes libros y me les tengo que terminar. Ahora leo más rápido que en otros cursos.

Libros que más me han gustado:

Me gustan mucho todos los libros y no sé cuál me ha gustado más. Yo creo que Corazón de Tinta porque tiene intriga y misterio y además es largo y a mí me gustan los libros largos.


lunes, 7 de mayo de 2012

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails